Política: mensajero para asuntos personales

Algunas políticas de Responsabilidad Familiar Corporativa requieren poca o ninguna inversión de parte de la empresa. Otras, en cambio, suponen una erogación monetaria de parte de la empresa, como la que vamos a comentar el día de hoy. Lo que está claro es que ambos tipos de políticas tienen efectos positivos cuando son aplicadas con prudencia y con motivación trascendente. Es decir, aunque fuesen políticas de bajo o cero costo, si no se diseñan y gestionan adecuadamente, no darán buenos frutos.

La política que me interesa compartir, tal como la describiré, fue creada por Agrocentro, S.A., la empresa guatemalteca que es líder en RFC.

Mensajero asuntos personales

Ficha técnica de la política

Sector: Aplica a cualquier sector empresarial.

Área donde aplica: Aplica a todo nivel de la empresa.

Resumen: La empresa contrata a un mensajero para que se encargue de hacer las gestiones personales que, normalmente, roban tiempo de trabajo o tiempo de dedicación a la familia a los colaboradores. Por ejemplo, pequeñas gestiones en bancos u oficinas estatales, recoger objetos olvidados en casa, llevar o recoger un paquete personal, comprar algún medicamento, pagar impuestos en ventanilla y un amplio etcétera.

Resultados:

  1. Se reducen el ausentismo, las llegada tarde o las salidas anticipadas por razones personales.
  2. Alta satisfacción de los colaboradores por evitar tráficos y colas para hacer estas gestiones.
  3. Enfoque en las tareas de trabajo.
  4. Se evita que los colaboradores consuman sus días de vacaciones, recurso extremo al cual acuden algunos colaboradores en empresas que son inflexibles ante estas necesidades personales.

Antecedentes / comentarios

Cuando he expuesto esta política en el aula, suele aparecer un comentario: “es lógico, el tiempo dedicado al trabajo es más valioso que el que el colaborador pierde en el tráfico por esas gestiones”. Esto compensa la inversión que la empresa hace en el salario del mensajero.

Efectivamente, la genialidad de Agrocentro, S.A. consiste en ver y proteger el valor real que el trabajo de una persona aporta a la empresa y también la importancia de su tiempo para dedicar a su familia.

Un detalle más. En Agrocentro, S.A., quien hace uso de este servicio debe pagar un Quetzal (US $ 0.12) por cada gestión que pide al mensajero. Esos pagos se ahorran y al final del año se suman y se donan a alguan entidad de beneficencia.

Una prueba más de que en temas de RFC, cuando se quiere, se puede.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s